Solemnidad de la Natividad del Señor

Hno. Mariosvaldo Florentino

Diciembre - Martes 25

“Encontraran a un niño recién nacido envuelto en pañales y acostado en un pesebre”. Lc 2, 12

Este fue el modo de Dios de entrar en nuestra historia: un niño pobre. Solo con una mirada de fe se puede acoger a este Niño como el Salvador prometido. Y no podía ser diferente. Desde su nacimiento, fuera de los palacios y de las esferas del poder, él ya muestra a qué vino. En un establo él podía ser visitado y venerado por todos. Es un lugar no excluyente. Allí los pobres se sienten en casa y los ricos, si quieren, también pueden encontrarlo si se rebajan. Vayamos todos a su encuentro: este niño pobrecito puede darnos más que cualquiera.

Paz y bien.

Hno Mariosvaldo Florentino, capuchino.

Videos

Testimonios

Pedidos de Oración

Actividades Conventuales