Fiesta de la Conversión de San Pablo, apóstol

Hno. Tomás Sosa

Enero - Viernes 25

“Saulo, Saulo, ¿por qué me persigues?”. Hch 9, 4

Convertirse significa cambiar de vida, de actitud y de dirección. San Pablo, por ejemplo, era un perseguidor implacable de los cristianos. Estaba convencido de que esto era lo mejor, que esta era su misión. Sin embargo, cuando él se encuentra con Cristo, descubre que su camino estaba equivocado, entiende que, tiene que cambiar de vida, se da cuenta del mal que estaba realizando. Hay personas que hacen el mal y lo saben y otras que, hacen el mal pensando que obran bien. Ambas necesitan de conversión. Que el Señor nos ilumine para que solo el bien tenga cabida en nuestra vida.

Paz y bien.

Hno. Tomás Sosa, capuchino.

Videos

Testimonios

Pedidos de Oración

Actividades Conventuales